Los 5 desempates masculinos más largos de la historia del tenis


Los desempates se utilizan en el tenis para obtener el resultado en el partido y eventualmente separar a los dos jugadores. En el tenis masculino, aparte de los eventos de Grand Slam, todos los partidos se juegan en el formato al mejor de 3, mientras que los Grand Slams se juegan en el formato al mejor de 5.

A lo largo de los años, se han realizado muchas modificaciones a la regla del desempate, el principio básico sigue siendo el mismo. En caso de que el set esté empatado a 5-5, si alguno de los jugadores puede ganar los siguientes dos partidos y hacerlo 7-5, se declara ganador del set. Si el marcador empata a 6-6, el siguiente juego se juega en el formato de desempate y, según el torneo, la regla cambia al decidir el ganador.

Dos de los desempates individuales masculinos más largos no llegaron en el cuadro principal del ATP Tour sino en el torneo Future, pero el récord ha sido verificado tanto por la ATP como por la ITF. En el cuadro principal del circuito ATP o en el nivel Grand Slam, el desempate más largo es el 20-18, lo que ha ocurrido varias veces en el circuito ATP.

No. 5: Bjorn Borg contra Premjit Lall (20-18)

Bjorn Borg y John McEnroe
Bjorn Borg y John McEnroe fueron una de las rivalidades más feroces que a menudo terminaban en desempates.

La primera instancia de un desempate que alcanza la marca de los 20 juegos, en la primera ronda de la 1973 Wimbledon, Bjorn Borg ganó un partido de maratón contra Premjit Lall. A pesar de ser una victoria en dos sets, Premjit le hizo la vida difícil a Borg, quien respondió bien al desafío de ganar el partido. 6-3, 6-4, 9-8 (20-18).

Borg finalmente perdió en los cuartos de final ese año y tuvo que esperar hasta 1976 para su primer título de Wimbledon y luego ganó los siguientes 5 seguidos y fue derrotado en la final de la 1981 Wimbledon finales que ponen fin a su racha de 41 victorias consecutivas en el All-England Club.

No. 4: Gary Lugassy vs Igor Zelenay / Guillermo Olaso vs Evgeny Kalovskiy (22-20)

Gary Lugassy figura en los 5 desempates masculinos más largos de la historia del tenis
Gary Lugassy
  • En la primera ronda del 2008 BH Telecom en interiores, un torneo ATP-Challenger celebrado en Sarajevo, Bosnia y Herzegovina, ex jugador francés Gary Lugassy se enfrentó al especialista en dobles de Eslovaquia Igor Zelenay y estableció el récord del segundo choque de desempate más largo ganando el partido 6-2, 7-6 (22-20).
  • El récord fue igualado en 2018 en el Campeonatos de tenis RBC de Dallas donde España Guillermo Olaso ganó el desempate de la primera ronda contra Rusia Evgeny Kalovskiy e igualó el récord de 22-20 establecido anteriormente por Lugassy y Zelenay.
En relación :  A pesar del triple-doble, Skip Bayless desacredita con vehemencia a LeBron James en Lakers vs Magic

No. 3: Aki Rahunen vs Peter Nyborg (24-22)

En la primera ronda de calificaciones de la 1992 Abierto de Copenhague, exjugador de Finlandia Aki Rahunen se enfrentó a Suecia Peter Nyborg y ganó un desempate en el primer set y finalmente ganó el partido con una puntuación de 7–6 (24-22), 2–6, 6–3.

No. 2: Evgeny Tyurnev vs Danilo Petrovic (25-23)

Evgeny Tyurnev
Evgeny Tyurnev

El segundo desempate oficial más largo se jugó entre Rusia Evgeny Tyurnev y serbia Danilo Petrovic el 23 de enero de 2016 en el Futuros masculinos de $ 25,000 torneo en Kazajstán F1, en Aktobe. Tyurnev derrotó a Petrovic 7-6 (25-23), 6-3 en la final para crear el récord.

No. 1: Benjamin Balleret vs Guillaume Couillard (36-34)

Benjamin Balleret
Benjamin Balleret

En el Futuros masculinos de $ 10,000 calificaciones del torneo en Florida, De Mónaco Benjamin Balleret jugó un partido de maratón contra los monegascos Guillaume Couillard. A pesar de que el partido no tuvo líneas o fue presidido por el árbitro, tanto la ITF como la ATP confirmaron el marcador después de que el dúo jugó un desempate de 70 puntos. Benjamin finalmente ganó el partido 7-6 (36-34), 6-1 contra su compañero de equipo de Copa Davis.

«Nunca he dado positivo»: cuando Serena Williams cerró a un periodista que le preguntó sobre consumir ‘drogas’ prohibidas